Cirugía Facial

Rinoplastia

Rinoplastia

La Rinoplastia es el procedimiento quirúrgico en el cual se corrigen las alteraciones anatómicas estéticas de la forma de la nariz, tratando todas las estructuras necesarias como piel, grasa, ligamentos, cartílagos y huesos.

Está indicada en pacientes que por genética, traumas, o cambios con la edad, presentan alteraciones en la forma de la naríz, con o sin alteraciones funcionales en la respiración nasal.

La rinoplastia se puede realizar por dos vías: 1. Abierta, con cicatríz a través de la columela, casi imperceptible; 2. Cerrada, con cicatriz interna a través de la mucosa, pero con menor acceso directo a todos los tejidos.

Está indicada en pacientes que, por genética o por el paso de los años, presentan exceso y flacidez de la piel de los párpados, ojeras y bolsas, inflamación y abotagamiento. Es importante saber que no es una cirugía que pueda tratar las arrugas o líneas de expresión de las “patas de gallina”, y para esto se necesitan otro tipo de procedimientos no quirúrgicos como la aplicación de toxina botulínica y/o rellenos faciales como el ácido hialurónico o la grasa.

La blefaroplastia superior se realiza generalmente a través de una incisión sobre el pliegue del párpado superior dejando una cicatriz casi imperceptible. La blefaroplastia inferior, según la necesidad, puede realizarse por dos vías: 1. Transconjuntival, a través de una incisión por detrás del párpado en la conjuntiva, sin cicatrices externas, cuando solo se requieren tratar las bolsas y no la piel; 2. Subciliar, a través del borde inferior de las pestañas cuando se requiere resecar piel, con una cicatriz casi imperceptible.

Este procedimiento tiene una duración de una hora, si son solo dos párpados, o dos horas si son los cuatro párpados. Se realiza bajo anestesia local, con o sin sedación, o con anestesia general, según sea el caso. Es ambulatorio a no ser que existan indicaciones clínicas en el paciente que ameriten su hospitalización.

En el postoperatorio se producen inflamación y equímosis (morados) alrededor de los ojos, enrojecimiento de la conjuntiva, dolor muy leve, lagrimeo, con una duración no mayor a dos semanas.

Dentro de los eventos adversos están la presencia de hematomas, conjuntivitis, limitación leve para cerrar los párpados completamente (lagoftalmos), cicatrices anormales con tracción de los párpados (ectropión), úlceras de la córnea, todos de muy poca probabilidad de presentarse. Los riesgos anestésicos y quirúrgicos  son similares a cualquier otro procedimiento quirúrgico.

La recuperación implica el uso de vendajes, lágrimas artificiales y antibióticos con anti-inflamatorios en gotas, dormir semisentado, hielo local, usar gafas, realizar actividades normales sin esfuerzos, controles médicos, cuidados de la piel. La incapacidad depende del tipo de cirugía y de la actividad laboral del paciente por la inflamación y los morados, pero puede estar entre tres a doce días.

Galeria de Rinoplastia

cm-1

Contacto

Dirección

Calle 50 Nº. 8 – 24 Cons 702 Edificio Consultorios 50
Clínica de Marly

 

 

Teléfonos:

+57 314 440 9492
+57 310 559 4992

e-mail
plastica@fabiancuevasmd.com

Sobre Mi

Médico Cirujano egresado de la Universidad Colegio Mayor de Nuestra Señora del Rosario. Me especialice en Cirugía Plástica, Estética, Maxilofacial y de la Mano en la Universidad El Bosque, en Bogotá – Colombia.

© 2018 fabiancuevasmd.com Todos los derechos reservados.